Terminal de Graneles Minerales (TGM)

Como parte de su estrategia de expansión, Repimex obtuvo en el año 2008 por parte de la Autoridad portuaria de Puerto Quetzal un contrato de usufructo a 25 años para construir y operar en Puerto Quetzal una terminal portuaria especializada de minerales a granel en un área de terreno de casi 130,000 metros cuadrados. La Terminal de Graneles Minerales (TGM) de Repimex provee, desde Marzo de 2015, los servicios de descarga, transferencia, almacenamiento, despacho y pesaje de graneles. Sus principales clientes son las empresas operadoras de plantas de generación de energía mediante carbón mineral y/o coque de petróleo. Actualmente, estos son los dos principales productos manejados en la TGM de Repimex. Sin embargo, la terminal también tendrá la capacidad de manejar otros sólidos a granel, como piedra caliza, yeso, clinker y fertilizantes.

La Terminal de Graneles Minerales de Repimex ha demostrado ser una solución a las limitaciones de capacidad de flujo de carga existentes en Puerto Quetzal, facilitando el suministro de carbón y/o coque de petróleo a los generadores eléctricos y descongestionando el muelle principal de Puerto Quetzal para otros importadores de carga. A través de la TGM, Repimex es el proveedor exclusivo y a largo plazo de los servicios de descarga y manejo de la carga para la nueva planta de AEI en Guatemala, Jaguar Energy de 300 MW.

Las principales instalaciones y equipos que componen la Terminal de Graneles Minerales incluyen: muelles tipo dolphin o duques de alba, tolvas de recepción para descarga con almejas, tolvas de recepción para descarga con banda transportadora, sistemas de transferencia mediante bandas transportadoras, área de almacenamiento con capacidad para alrededor de 300,000 TM, equipo y maquinaria pesada para despacho, básculas de pesaje y edificios de oficinas.

La TGM de Repimex se encuentra actualmente parcialmente operativa y su construcción se estima estará finalizada en Mayo 2016.